Abrir el corazón

Abriendo el corazón y como es el caminoViaje del corazónSignificado del grupo de corazones.

Va en el sentido de las horas del reloj y empezamos por las doce.

El delfín, nos da la alegría. Si nos divertimos en la vida estamos más capacitados para expandir nuestro corazón y hacerlo más grande. Así sale más felicidad y más corazones conectados.

Los dos corazones juntos es que en pareja nos sentimos mejor. El amor sana todo lo que no es amor. Cuando estamos en pareja, podemos vernos en el otro y así cambiar el iceberg de la culpa inconsciente oculta en nosotros. La pareja es un sagrado espejo amoroso.

Si a estar en familia y con cambios de amorUn corazón aparentemente solo rodeados de muchos colores, es todo lo que elegimos sufrir y separarnos. Es como que cuanto más sufrimos mejor. Nos colocamos trampas, nos hacemos daño y nos mutilamos. Todo porque nos creemos indignos del amor de Dios. Cada día me perdono las imágenes creadas y a mi mismo por soñarlas.

El siguiente es que el corazón tiene un sistema de energía libre que se autogenera sólo. Es cinco mil veces más poderoso a nivel electromagnético que el cerebro y quinientas a nivel eléctrico. Cuando estamos en el corazón, cada paso se convierte en un milagro, cada encuentro en un prodigio y la vida en una senda de amor.

Los corazones ligados por la mano y con ranuras en el medio es que nos creemos que la vida tenemos que practicar el papel de víctima perpetrador. Así nos sometemos a dolor y en el próximo sueño, damos dolor. Nos liamos y no nos soltamos. Es una decisión. Suelto todo el rencor, rabia y dolor que tengo con todos los que estoy interactuando. Me quedo libre de dolor ahora del pasado, del presente, del futuro y de cualquier posibilidad.

El corazón de las siete y media es un corazón donde decidimos hacer las cosas con perfeccionismo. O sea que nunca estamos satisfechos con nosotros. No importa que te amen, te adoren, te admiren, quieres más.Significado del grupo de corazones.

Va en el sentido de las horas del reloj y empezamos por las doce.

El delfín, nos da la alegría. Si  nos divertimos en la vida estamos más capacitados para expandir nuestro corazón y hacerlo más grande.  Así sale más felicidad y más corazones conectados.

Los dos corazones juntos es que en pareja nos sentimos mejor. El amor sana todo lo que no es amor. Cuando estamos en pareja, podemos vernos en el otro y así cambiar el iceberg de la culpa inconsciente oculta en nosotros. La pareja es un sagrado espejo amoroso.

Un corazón aparentemente solo rodeados de muchos colores, es todo lo que elegimos sufrir y separarnos. Es como que cuanto más sufrimos mejor. Nos colocamos trampas, nos hacemos daño y nos mutilamos. Todo porque nos creemos indignos del amor de Dios. Cada día me perdono las imágenes creadas y a mi mismo por soñarlas.

El siguiente es que el corazón tiene un sistema de energía libre que se autogenera sólo. Es cinco mil veces más poderoso a nivel electromagnético que el cerebro y quinientas a nivel eléctrico. Cuando estamos en el corazón, cada paso se convierte en un milagro, cada encuentro en un prodigio y la vida en una senda de amor.

Los corazones ligados por la mano y con ranuras en el medio es que nos creemos que la vida tenemos que practicar el papel de víctima perpetrador. Así nos sometemos a dolor y en el próximo sueño, damos dolor. Nos liamos y no nos soltamos. Es una decisión. Suelto todo el rencor, rabia y dolor que tengo con todos los que estoy interactuando. Me quedo libre de dolor ahora del pasado, del presente, del futuro y de cualquier posibilidad.

El corazón de las siete y media es un corazón donde decidimos hacer las cosas con perfeccionismo. O sea que nunca estamos satisfechos con nosotros. No importa que te amen, te adoren, te admiren, quieres más.

Significado del grupo de corazones.

Va en el sentido de las horas del reloj y empezamos por las doce.

El delfín, nos da la alegría. Si nos divertimos en la vida estamos más capacitados para expandir nuestro corazón y hacerlo más grande. Así sale más felicidad y más corazones conectados.

Los dos corazones juntos es que en pareja nos sentimos mejor. El amor sana todo lo que no es amor. Cuando estamos en pareja, podemos vernos en el otro y así cambiar el iceberg de la culpa inconsciente oculta en nosotros. La pareja es un sagrado espejo amoroso.

Un corazón aparentemente solo rodeados de muchos colores, es todo lo que elegimos sufrir y separarnos. Es como que cuanto más sufrimos mejor. Nos colocamos trampas, nos hacemos daño y nos mutilamos. Todo porque nos creemos indignos del amor de Dios. Cada día me perdono las imágenes creadas y a mi mismo por soñarlas.

El siguiente es que el corazón tiene un sistema de energía libre que se autogenera sólo. Es cinco mil veces más poderoso a nivel electromagnético que el cerebro y quinientas a nivel eléctrico. Cuando estamos en el corazón, cada paso se convierte en un milagro, cada encuentro en un prodigio y la vida en una senda de amor.

Los corazones ligados por la mano y con ranuras en el medio es que nos creemos que la vida tenemos que practicar el papel de víctima perpetrador. Así nos sometemos a dolor y en el próximo sueño, damos dolor. Nos liamos y no nos soltamos. Es una decisión. Suelto todo el rencor, rabia y dolor que tengo con todos los que estoy interactuando. Me quedo libre de dolor ahora del pasado, del presente, del futuro y de cualquier posibilidad.

El corazón de las siete y media es un corazón donde decidimos hacer las cosas con perfeccionismo. O sea que nunca estamos satisfechos con nosotros. No importa que te amen, te adoren, te admiren, quieres más

Fuente: Mariposa.

Esta entrada fue publicada en Consciencia Planetaria, Galería. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.