Soltar el odio hacia nosotros mismos

Si odias cualquier parte de tu ser, pierdes todo tu entendimiento, porque estás contemplando lo que Dios creó como lo que eres sin amor.
Puesto que lo que El creo forma parte de El, le estás negando el lugar que le corresponde en su propio altar.
Sólo tú puedes privarte a ti mismo de algo.
Recuerda también que la negación a este mismo hecho adopta muchas formas y que te tienes que oponer a ellas con decisión y firmeza. Un curso de Milagros

Es tiempo de soltar el odio hacia nosotros mismos. Ahora es un tiempo sin esfuerzo!!!

Esta entrada fue publicada en Un Curso de Milagros. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.