Confío en que me acompaña y me guía el que Todo lo ha creado para nuestro mayor bien

Por la noche desde el pueblo pesquero donde vivo he estado yendo al  Puerto vecino en Amarilla Golf y cuando vuelvo  tengo que pasar por un tramo que está sin iluminar. Sólo se ven las luces de enfrente en los Abrigos.

Para dar un paso tengo que confiar en que puedo dar el paso, sin ver absolutamente nada porque no hay luz y la luz de enfrente no te deja ver.

Anoche cuando lo hacía sentía que esta idea es una idea muy importante.

Muchas veces nos olvidamos de confiar.

Es como que estamos defendiéndonos de la realidad sin confiar en que esta realidad ha sido creada por nosotros y Aquel que nos acompaña nos ayuda a que la realidad sea la mejor y la más hermosa que podamos tener.

Ser brillantes siempre

Cuando sin saber que hay doy un paso, sólo confío.

Eso da inseguridad pero vez que después de cada paso, puedes dar el otro paso. Al principio parecía imposible salvar la distancia, pero luego  como dicen los que hacen coaching que hay que hacer etapas para conseguir tu objetivo: Cada paso es la etapa hasta el siguiente objetivo.

Creo que las creencias enfermizas y el deseo de no ser felices nos hacen que siempre estemos sin ver nuestra belleza y sobre todo nuestra inocencia santa y pura.

Seguro que Dios confía en nosotros en los bellos, perfectos, santos, inocentes y puros Hijos de Dios que somos. Nosotros somos sus hermosas creaciones llenas de vida y de fuerza. Confiamos en nosotros porque existimos y punto.

Feragmentando la realidadNosotros estamos queriendo ver la realidad fragmentada.

No vemos la realidad tal cual es sino desde nuestra perspectiva y con nuestras experiencias pasadas y nuestras creencias. Además sólo vemos lo que filtramos desde nuestro Centro de Información Mental de lo que es la Vida. Por eso para unos es de una forma y para otros es de otra. La misma tasa no significa nada en si. Es tan sólo nuestra apreciación de la tasa que imaginamos o que tenemos en la mano lo que hace que la tasa sea. (La mente nunca distingue lo que imagina de la realidad)

Por tanto elijo cumplir la Función para la que vine al mundo: Sea la que sea es la mía y la quiero cumplir.

Y el Curso de Milagros como siempre responde de una forma milagrosa.

Estaba buscando mis objetivos y miren lo que encontré.

“La mente que hace planes, por lo tanto, no permite ningún cambio. Lo que aprendió en el pasado se convierte en la base des sus futuros objetivos. Sus experiencias pasadas determinan su elección de lo que ha de suceder.

Y no se da cuenta de que aquí y ahora se encuentra todo cuanto necesita para garantizar un futuro muy diferente del pasado, libre de la continuidad de las viejas ideas y de las creencias enfermizas. No hay ansiedad con respecto al porvenir, pues la confianza presente está a cargo de éste. Las defensas son l os planes que emprendes para atacar la verdad. Su objetivo es seleccionar aquello a lo que le das tu conformidad, y descartar lo que consideras incompatible con tus creencias acerca de lo que es tu realidad. No obstante,  lo que queda ciertamente no tiene significado. Pues tu realidad es la “amenaza” que tus defensas intentan atacar, ocultar, despedazar y crucificar.

¿Qué no ibas a  poder aceptar si supieses que todo cuanto sucede,  todo acontecimiento, pasado, presente y por venir, es amorosamente planeado por Aquel cuyo único propósito es tu bien?

 Tal vez no hayas entendido bien Su plan, pues El nunca podría ofrecerte dolor.  Mas tus defensas no te dejaron ver Su amorosa bendición iluminando cada paso que jamás diste.  Mientras hacías planes para la muerte, El te conducía dulcemente hacia la vida eterna.

Tu presente confianza en El es la defensa que te promete un futuro tranquilo, sin ningún vestigio de sufrimiento y lleno de un júbilo que es cada vez mayor, a medida que esta vida se vuelve un instante santo, ubicado en el tiempo, pero reconociendo únicamente la inmortalidad.  No permitas que ninguna defensa excepto tu presente confianza, dirija el futuro y esta vida se convertirá en un encuentro significativo con al verdad, la cual solo tus defensas podrían ocultar”.

Un Curso de Milagros. Libro de Ejercicios Lección 135

Siento que vivimos en una idea de escasez y de falta de confianza  sin recordar que  “Él” que está caminando con nosotros, acompañándonos  en el camino que elegimos.

Si tuviéramos un poco más de confianza que lo que hacemos es lo que de Verdad nos conviene no juzgaríamos lo que hemos elegido.
Yo siento que ahora la confianza es mi destino. Y sin hacer planes para repetir mi pasado me entrego al que sabe Todo para que El me de de nuevo mi destino de Santidad, Plenitud y Gozo.
Si el Presente es el único lugar donde todo es posible y ahí si que podemos vivir en la absoluta alegría de disfrutar y de expandirnos en el instante santo del Amor. Bendito sea nuestro presente.
Recordemos juntos que estamos en el Cielo en la Tierra y esa es nuestra Creación.

Fuente: La foto de “este año lo conseguirás” es de Internet y de unas  personas en el norte que se dedican a poner mensajes claves para Ahora, El Curso de Milagros y Mariposa  

Esta entrada fue publicada en Elige de nuevo, Un Curso de Milagros. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.